1. ¡Cuidado con la descripción de aspectos negativos de una persona!

Hoy vamos a detenernos en las descripciones negativas que, a veces, tenemos que hacer sobre alguien a quien apreciamos. La descripción de aspectos negativos de una persona es una situación difícil, debemos saber cómo podemos expresar aspectos negativos de alguien sin parecer demasiado duros.

Imagina estas situaciones:

  • Tienes que hablar con tu marido sobre su madre…
  • Debes comentar algo a tu jefe sobre tu compañero de trabajo.
  • Eres profesor/a y debes con los padres de un alumno sobre su hijo.

En estos casos, y en otros muchos, debemos cuidar nuestras palabras y la forma que tenemos de expresarnos ya que podemos herir sensibilidades e incluso dar una mala impresión sobre nosotros mismos.

Así, en este post vas a aprender 3 formas de suavizar las descripciones sobre aspectos negativos que a veces tenemos que hacer de un amigo, un familiar o conocido.

Empezamos:

2. Primera forma para la descripción de aspectos negativos de una persona

En primer lugar, tenemos la estructura siguiente:

2.1. NO ES MUY + adjetivo con matices positivos

(guapo, simpático, responsable, generoso, …)

Vamos a ver varios ejemplos:

  • Es correcto decir “Alberto es lento, pero se esfuerza mucho”, pero si decimos “Alberto no es muy rápido, pero se esfuerza mucho”, suavizamos ese aspecto negativo de Alberto.
  • Podemos decir “Lucía es desordenada”, pero si decimos “Lucía no es muy ordenada”, también atenuamos esa característica negativa de Lucía.
  • Es gramaticalmente correcto decir “Antonio es antipático”, pero si decimos “Antonio no es muy simpático”, evitamos ser demasiado duros con la información que damos a nuestro receptor sobre Antonio.

Como ves, en este caso lo que realmente hacemos es negar algo muy bueno en vez de decir algo malo.

Esta estructura admite más posibilidades. Observa:

2.2. NO ES DEMASIADO + adjetivo con matices positivos

2.3. NO ES PRECISAMENTE + adjetivo con matices positivos

(guapo, simpático, responsable, generoso, …)

Ejemplos:

  • Andrés no es demasiado guapo.
  • Mi compañero de trabajo no es precisamente puntual.

3. Segunda forma para la descripción de aspectos negativos de una persona

Otra estructura perfecta para atenuar una descripción negativa sobre una persona es la siguiente:

3.1. ES UN POCO + adjetivo con matices negativos

(feo, impuntual, desordenado, lento…)

Vamos a ver algunos ejemplos con esta estructura, basándonos en los ejemplos anteriores:

  • Alberto es lento. En su lugar usaremos: Alberto es un poco lento.
  • Lucía es desordenada. En su lugar usaremos: Lucía es un poco desordenada.
  • Antonio es antipático. En su lugar usaremos: Antonio es un poco antipático.
  • Andrés es feo. En su lugar usaremos: Andrés es un poco feo.
  • Mi compañero de trabajo es impuntual. En su lugar usaremos: Mi compañero de trabajo es un poco impuntual.

En este caso, añadimos “un poco” para minimizar la negatividad del adjetivo.

Conseguimos el mismo efecto usando “algo” en vez de “un poco”. Mira:

3.2. ALGO + adjetivo con matices negativos

(vago, nervioso, desagradable,…)

  • Alberto es algo lento.
  • Lucía es algo desordenada.
  • Mi compañera de trabajo es algo impuntual.

4. Tercera forma para la descripción de aspectos negativos de una persona

Por último, veremos un recurso que usamos, especialmente para las características físicas de una persona.

4.1. Uso de los diminutivos

Siempre que describimos el físico de una persona debemos ser respetuosos. Decir que una persona es rubia, morena, que tiene los ojos azules o marrones, etc., no supone, en principio, ningún problema. Pero, aunque no debería ser así, lo cierto es que hay algunos adjetivos que pueden ofender o herir cuando se escuchan. Nos referimos, por ejemplo, al adjetivo “gordo/a”. Gramaticalmente es correcto decir que una persona está o es gorda, si embargo, es frecuente utilizar en estos casos, un diminutivo que hace justamente eso: “disminuir” el significado del adjetivo. Así, es frecuente escuchar frases como “Mi hermana está gordita” o “Mi amigo Pepe es bajito”.

En todo caso, siempre estarán las alternativas de los apartados 1 y 2:

  • Mi hermana no está muy delgada.
  • Mi amigo Pepe es un poco bajo.

¿Cuándo usaremos estos atenuantes descriptivos?

Dependerá de quién es el receptor de nuestro mensaje:

Si es una persona de nuestra completa confianza, podremos expresarnos tal y como pensamos o sentimos…

De cualquier otro modo, es aconsejable usar estos atenuantes, siempre que tengamos que mencionar los aspectos menos positivos de una persona.

Después de este post no tienes excusas para no ser muy respetuoso. ¡Usa los atenuantes descriptivos!

Si quieres saber simplemente cómo describir a una persona, no sólo sus aspectos negativos, puedes consultar en este otro post «Aprende a describir personas«.

Por último, te animo a visitar mi página web espanolconcarmen.com y a que contactes conmigo si necesitas aprender español de manera personalizada.

¿Compartes?

¿Te interesa seguir este blog?

¿Quieres estar informado de los nuevos contenidos que publique?

Suscríbete, te ayudará en tu aprendizaje de español.

.

carmen-teixeira

Carmen Teixeira

Diplomada universitaria con Máster en la enseñanza de español para extranjeros por la Universidad de Málaga.


Ir al contenido